Situado en Campania, es uno de los destinos turísticos más encantadores del mundo, frecuentado por muchas celebridades de todo el arte, con sus 42 kilómetros de roca precipitadas al mar, colores y perfumes de sus jardines llenos de flores, da a conocer sus pueblos con encanto escondido . Patrimonio de la Humanidad por “UNESCO”.

Desde el norte hacemos un buen recorrido y encontramos por primera Vietri sul Mare, donde vemos las tiendas de la famosa cerámica de Vietri, los artesanos locales son famosos en todo el mundo por su creatividad, los paneles decorativos y ceramicas

Giardino incantato di Klingsor- Villa Rufolo

Positano

se componen de el paisaje de la costa. Ravello, la ciudad de la música, aquí nos encontramos con el jardín encantado de Klingsor, suspendido sobre el mar, en la Villa Rufolo y Villa Ciambrone, la creación de un señor Inglés, costruida en la más alta cima de Ravello, con su famosa terraza del Infinito uno de los paisajes más bellos del mundo.

Luego, encontramos Amalfi, con su plaza central, dedicada a Flavio Gioia, el inventor de la brújula,
cerca del centro, el Valle del Molino, donde se hace el valioso papel hecho a mano amalfitano, con un museo dedicado a él. A 5 km de Amalfi, en la bahía de la Conca de Marini, se encuentra la Cueva de Esmeralda, debe su nombre al color tenido especialmente del agua que refleja la luz que se filtra por las rocas, creando sorprendentes efectos de color por tonos, desde azul a turquesa cobalto al verde esmeralda.

 Después se continuará hacia Positano, el único lugar en el mundo concebido en un eje vertical en vez que horizontal,  elegido refinado salón de Europa “porque  ha recibido aquí  personalidades intelectuales  como Picasso,  Eduardo Filippo entre otros. Positano es el destino turístico más exclusivo en la provincia de Salerno, también por la  artesanía. Decir Positiano es decir moda,  entre las callejuelas de la ciudad costera numerosas boutiques  coloridas exponen  piezas que se conocen en todo el mundo, y se caracteriza por las telas y  colores que parecen inspirados por el medio ambiente: el verde del  Mediterráneo el azul del mar claro, el amarillo de los limones de Amalfi. El estilo, la moda Positano se distingue por los tejidos naturales utilizados, como el lino y el algodón.

Para llegar a la costa se pueden utilizar los trenes, autobuses y coches, pero también hay conexiones directas con el aeropuerto de Nápoles y Salerno. La mejor manera de llegar a la costa, sin embargo, sigue siendo el coche. El aeropuerto más cercano a la costa de Amalfi es el de Pontecagnano, inaugurado en septiembre de 2008. El aeropuerto está a 40 minutos de Salerno. Si usa  el aeropuerto de Capodichino se puede  llegar a la costa de Amalfi en tren o en Metro del Mare. Para llegar al centro de la costa desde el aeropuerto de Capodichino se utiliza la línea Alibus, el bus de las 6:30 hasta las 23:30,se encuentra en puerta de la estación  donde se puede tomar el tren hacia Salerno, y hacia  el puerto marítimo de Piazza Municipio, para usar el Metro del Mare.